La desertificación sobre drogas, se afianza en el controversial informe que anualmente redacta y difunde el Gobierno de los Estados Unidos a través de los voceros del Departamento de Estado, son avalados frecuentemente por organizaciones internacionales interesadas en disminuir el impacto positivo de la política de erradicación consensuada de cultivos de coca, que Bolivia está aplicando.

El Departamento de Estado, ha vuelto a incluir a Bolivia en la lista de los países que no han cumplido con los acuerdos internacionales de afrontar el problema mundial de las drogas, y en esta dinámica de tira y afloje, el Gobierno Nacional responde con duras observaciones, sobre la política de drogas observada.

Suscríbase a las Alertas mensuales del IDPC para recibir información sobre cuestiones relacionadas con políticas sobre drogas.