Con el objetivo de facilitar la lectura de los términos aquí presentados, se ha hecho una recopilación de definiciones que ayudan a derribar prejuicios y evitar el uso intercambiable de términos que no son sinónimos. Más aún, la presente guía busca facilitar la identificación del lector(a) dentro del amplio espectro de posiciones que se discuten y defienden en la esfera pública, desde las y los defensores del prohibicionismo hasta las y los que abogan por la liberalización total de las drogas, pasando por quienes proponen, en su lugar, la regulación de las mismas.

Como en prácticamente cualquier debate –serio– sobre política pública, el de drogas es también uno diverso, complejo y erudito. No por abogar por la “legalización” de la marihuana o la “despenalización de la cocaína” las y los reformistas dejamos de ser profesionales dedicados al estudio de las políticas, los programas y la acción gubernamental.

Sin embargo, y pese a la creciente “normalización” de un tema que antes era tabú, el de drogas no es un debate acientífico ni de percepciones personales o enfoques únicos y monolíticos. Por el contrario, es uno donde se expresan una serie de posiciones y matices que, aunque a veces complementarios, no dejan de ser distintos.

Suscríbase a las Alertas mensuales del IDPC para recibir información sobre cuestiones relacionadas con políticas sobre drogas.