Durante los próximos diez días, los gobiernos del mundo se reunirán en la 57 sesión de la  Comisión de Estupefacientes (CND) y el Panel de Alto Nivel. Una vez más, se reunirán para discutir el estado del sistema de fiscalización internacional de drogas y muchos países  intentarán reafirmar el status-quo y su compromiso con un mundo “libre de drogas”. Pero, por primera vez, se espera que algunos otros gobiernos valientes no soporten más esta farsa y abiertamente cuestionen el enfoque de “una talla única para todos”, el cual ha estado principalmente basado en la aplicación de la ley penal y la reducción de la oferta, a expensas de los derechos humanos, la salud pública y las políticas públicas basadas en evidencia científica.

Hoy en día, finalmente, podemos hablar de reformas reales sobre la política de drogas que se encuentran fuera del paradigma prohibicionista que ha dominado por tantos años ya.

En diciembre de 2013, Uruguay se convirtió en el primer país del mundo en hacer disponible la marihuana con fines recreativos para adultos, con lo cual el gobierno regulará su producción, distribución y venta. Dos estados en Estados Unidos, Washington y Colorado, han votado para crear mercados legalmente regulados de marihuana, y Colorado comenzó ya su venta desde el 1º de enero de 2014, a través de tiendas registradas.

Suscríbase a las Alertas mensuales del IDPC para recibir información sobre cuestiones relacionadas con políticas sobre drogas.