El gobierno de Estados Unidos permitirá que dos estados regulen de forma independiente el consumo interno de marihuana en pequeñas cantidades con fines recreativos.

El secretario de Justicia, Eric Holder, aseguró que no intentarán bloquear las leyes estatales aprobadas el año pasado en Colorado y Washington. Sin embargo, dijo, se reservan el derecho de presentar una demanda en caso de que se violen las normas federales.

El departamento de Justicia aseguró que su prioridad sería centrarse en la persecución de la distribución de la droga a menores y en evitar que el dinero de las drogas llegue a manos criminales.

Lea aquí el artículo completo.

Suscríbase a las Alertas mensuales del IDPC para recibir información sobre cuestiones relacionadas con políticas sobre drogas.