Este informe, elaborado por la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA), la organización US Office on Colombia, el Latin American Working Group y el Center for International Policy revela que el escándalo en Colombia, tipo Watergate, es aún más alarmante de lo que inicialmente se había informado. La agencia de inteligencia presidencial, la DAS, no solamente condujo actividades de espionaje, sino que también empleó trucos sucios y amenazas de muerte contra varios importantes actores de la democracia colombiana.