Las políticas de drogas represivas y militarizadas en lugar de reducir el delito, lo fomentan, pues provocan un alza en los precios de las drogas y con ello que más grupos criminales decidan unirse al tráfico, pero además motivan que personas drogodependientes cometan delitos para financiar su consumo, concluyó la Comisión Global de Política de Drogas en su informe 2014.

Este grupo de estudio de la política de drogas mundial alerta que los gobiernos no están contemplando en sus estrategias que las operaciones “de mano dura militarizadas” exacerban la violencia criminal y la inseguridad pública sin detener la producción, tráfico o consumo de drogas.

El informe 2014 “Asumiendo el Control: Caminos hacia políticas de drogas eficaces” fue hecho por esa Comisión que, desde 2011, presenta informes tras el estudio de las políticas de drogas y sus efectos en la sociedad.

Entre sus integrantes están Kofi Annan, exsecretario general de las Naciones Unidas; Fernando Henrique Cardoso, expresidente de Brasil: César Gaviria, expresidente de Colombia; Ricardo Lagos, expresidente de Chile; Ernesto Zedillo, expresidente de México; Jorge Sampaio, expresidente de Portugal; Mario Vargas Llosa, escritor y excandidato a la presidencia de Perú; y exfuncionarios y exsecretarios de Estado de Estados Unidos.

Leer el artículo completo.

Suscríbase a las Alertas mensuales del IDPC para recibir información sobre cuestiones relacionadas con políticas sobre drogas.