Coordinación regional del IDPC

El IDPC cuenta con una estructura regional para la organización de actividades en red entre ONG y de incidencia política entre Gobiernos nacionales.

Las regiones en las que se trabaja actualmente y las correspondientes organizaciones de referencia en cada una de ellas son las siguientes:

  • Sudeste asiático / Oceanía (AHRN/New Zealand Drug Foundation)
  • Asia meridional (SPYM)
  • Eurasia (Eurasian Harm Reduction Network)
  • Sudeste europeo (APF)
  • Oriente Medio / Norte de África
  • Europa occidental (Release)
  • África subsahariana
  • América Latina (Intercambios)
  • El Caribe (CDARI)
  • Norteamérica

Los grupos regionales desempeñan, en líneas generales, las funciones siguientes:

  • Desarrollar una red de comunicación por correo electrónico eficaz entre ONG, personas del mundo académico y encargados de políticas con un interés en cuestiones relacionadas con las políticas de drogas. Utilizar esta red para difundir información del IDPC y de otras fuentes, así como para garantizar una buena divulgación de iniciativas locales y regionales, encuentros, etcétera.
  • Desarrollar una relación estrecha y constructiva con encargados clave de la formulación de políticas en Gobiernos nacionales, organismos regionales y oficinas regionales de agencias de la ONU.
  • Recopilar información sobre la situación de las políticas de drogas y las iniciativas al respecto en toda la región y ponerlas a disposición del resto de la red global del IDPC.
  • Identificar los países y las situaciones de la región en que la labor de incidencia política del IDPC podría influir para promover políticas de drogas más humanas y eficaces. Organizar para el IDPC reuniones, charlas, seminarios o visitas de estudio para aprovechar al máximo las posibilidades de incidencia política.
  • Identificar personas y experiencias de la región que puedan ser de ayuda para fomentar políticas humanas y eficaces en otras zonas del mundo.
  • Organizar la participación de ONG de la región en encuentros internacionales sobre políticas de drogas, como sería el período de sesiones de la CND. 

En algunas regiones, el trabajo ha ido avanzando en muchos de estos puntos durante los últimos 18 meses, pero en otras falta identificar posibles ONG y organizaciones de referencia que puedan encargarse de estas actividades. Nuestro objetivo es que, a fines de 2009, todas las regiones cuenten al menos con una organización de referencia y con un primer grupo de ONG que estén de acuerdo en colaborar entre sí para desarrollar el plan de trabajo del IDPC para la zona en cuestión.